.

.

19 de julio de 2011

Pimientos

Es originario de América del Sur, su nombre es Chili, pero nosotros lo bautizamos con el nombre de pimientos. Inicialmente cuando llegaron a España, eran picantes y se utilizaban para condimentar la comida, los que tenemos actualmente se consiguieron, gracias al cultivo, a principios del siglo XX.



Los pimientos contienen gran cantidad de agua e hidratos de carbono y un bajo aporte calórico, tienen una gran cantidad de vitamina C y un alto contenido de potasio, en menor cantidad, encontramos el magnesio, fósforo y calcio.
Cuando compremos pimientos, han de ser carnosos, duros, con piel tersa y brillante, libres de magulladuras. Hemos de descartar los que están arrugados o manchados, pues llevan demasiado tiempo almacenados.

En casa debemos guardarlos en el frigorífico.

En el mercado disponemos de una amplia gama de pimientos:

Pimiento dulce: los podemos encontrar de diferentes tamaños de color rojo, amarillo, naranja y verde. En este grupo, incluimos los morrones y el pimiento verde italiano.

Morrón
: de carnosos y de gran tamaño. Su piel rojo intenso, sin manchas y de sabor suave. Podemos consumirlo fresco, asado, en guisos.
Se comercializa fresco, en conserva o desecado.

Verde italiano
: es alargado y dulce de color verde, cuando madura se vuelve rojo.

Del Padrón
: originarios de Padrón (Galicia). Pequeños de unos 5 o 10 cm, de forma cónica y alargada, piel rugosa o surcada. Picantes, los hay que pican bastante, aunque también podemos encontrar variedad dulces. Se comen frescos, podemos asarlos o freírlos, en el momento de servirlos podemos condimentarlos con sal gorda.

Del piquillo
: originarios de Tolosa (Navarra), estos pimientos tienen Denominación de Origen.

Se comen asados y se suelen comercializar en conserva asados en carbón.

Tienen forma rectangular y suelen medir unos 7 cm de largo.

Sugerencias de recetas con pimientos:


8 comentarios:

  1. Toma ya, explicación buena de los pimientos. Hoy he hecho unas quesadillas con ellos. Que ricos están!
    Sitos

    ResponderEliminar
  2. y me gustan todos y los de padron si pican poco mejor je,je, buenas sugerencias todas
    un peto per las dues
    miquel

    ResponderEliminar
  3. Y los de Guernica? jeje, me gustan todos, no me importa como prepararlos, son tan polifacéticos que combinan con todo, pero sólos frititos con un pelín de sal gorda entre pan y pan, uuummm una delicia.
    Besines
    Nieves

    ResponderEliminar
  4. Gràcies,
    Avui em quedo amb aquestes fotos tan maques!!!!!!!!!!!
    Petons

    ResponderEliminar
  5. Dos grandes pimientos imprescindibles en la cocina catalana: el romesco y la ñora

    ResponderEliminar
  6. Hay que ver cuanta variedad, verdad?, y todos y cada uno deliciosos, lo que no sabia era el origen
    Besos.

    ResponderEliminar
  7. Adoro los pimientos, me gustan de cualquier clase y aportan color y sabor a nuestro platos. Me ha encantado la introducción que haces de cada uno de ellos.

    Besos,

    ResponderEliminar

Esperamos que la entrada de hoy te haya gustado. Si tienes alguna duda o quieres comentar...no dudes que leemos y contestamos todos los mensajes.

Neus y Sonia, el equipo de Pienso...luego cocino